La juez pide a la Federación y a Marcelino Maté que cumplan el auto y cuenten con el Real Burgos en Tercera, o se atengan a las consecuencias

El juzgado de Valladolid número 5 ha enviado, este lunes por la tarde, una providencia a la Federación de Castilla y León de Fútbol y a su presidente, Marcelino Maté, para que den “cumplimiento real y efectivo” al auto del 16 de agosto referente al Real Burgos.

En otras palabras, la juez que ordenó incluir al equipo burgalés en el Grupo VIII de la Tercera División, insta a la Federación a dejar de incumplir el auto, recordándole  que puede “incurrir en delito contra la Administración de Justicia y, en su caso, de imposición de medidas coactivas que fueran interesadas por la parte demandante y se consideren oportunas y ajustadas a derecho”.

El proceder de la Federación Territorial indignó al Real Burgos y trastocó, a 48 horas del comienzo de la competición, los planes de los otros 20 equipos restantes del grupo.
Conscientes de la trascendencia de desobedecer un auto judicial, el Real Burgos se personó el Zamora el pasado domingo e insto al resto de los clubes y árbitros a cumplir con el calendario que el Juzgado Número 5 mandó crear.

La providencia enviada este lunes por dicho juzgado es un paso importante para el equipo burgalés, que ya la Federación de Castilla y León de Fútbol y su presidente, a quien el escrito también se dirige de manera específica, tienen que tomar una nueva decisión: Hacer caso a la justicia o a la Real Federación Española de Fútbol.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Tags