EL PRIMER ASCENSO DEL REAL BURGOS CF·SAD (2ª “B”)

30º ANIVERSARIO DEL ASCENSO A 2ª “B”

Por: JESÚS IGNACIO DELGADO BARRIUSO

Se cumplen 30 años del primer acenso del Real Burgos de su historia. Tuvo lugar en Huesca el día 16 de junio de 1985, al culminar con éxito la segunda eliminatoria de la Fase de Ascenso a Segunda “B”.  Merece destacarse especialmente este ascenso por tres razones fundamentales: constituye el primer ascenso de la historia del Real Burgos; la plantilla estaba integrada en casi su totalidad por jugadores burgaleses; y la Segunda División “B” era muchísimo más potente que en la actualidad, pues la integraban sólo dos grupos.  Incluso la temporada siguiente pasaría a estar compuesta por un  grupo único. El presupesto de la entidad burgalesa para la temporada 1984/85 fue de 36.000.000 pesetas (216.365 €), que finalmente se elevó hasta 41.000.000 pesetas (246.365 €) por los 5.000.000 pesetas (30.000 €) abonados en primas por el ascenso. La Junta Directiva decidió contratar a un entrenador con una dilatadísima experiencia y reconocido prestigio, el madrileño afincado en Talavera de la Reina, Francisco Javier García Verdugo (ya fallecido).

El conjunto burgalés comparecía al tramo decisivo de la temporada completando 31 partidos sin encajar un gol, y 13 sin perder, 28 ganados, 8 empatados y solo 2 perdidos. Con 97 goles a favor y únicamente 13 en contra.  Pedro Montero había marcado 31 goles en la  Liga, y  Miguel González Bastón resultaba el portero menos batido de todas las categorías nacionales (ambos jugaron todos los partidos del Campeonato completos, y sin ningún cambio).

Las credenciales rojipardillas impresionaban,  convirtiendo a nuestro equipo en el rival más temible. El club pardicarmesí se convertía en uno de los favoritos, y no podía permitirse jugar un año más en el pozo de Tercera División, la obligación era ineludible: ascender.

Correspondió en la primera eliminatoria el CD San Martín, de la localidad de Sotrondio, capital del Concejo de San Martín del Rey Aurelio. El rival había quedado segundo clasificado del Grupo II (Gallego-Asturiano) de Tercera División. Con 21 partidos ganados, 11 empatados, y 6 perdidos; 58 goles a favor y 28 en contra (el menos goleado de su grupo).

CD SAN MARTÍN  0  –  REAL BURGOS CF   0

Celebrado el sábado, día 25 de mayo de 1985. Estadio “El Florán” (Sotrondio). Espectadores: 2.500Taquilla: 1.000.0000 de pesetas (6.000 €). Entradas: 500 pesetas (3 €).  Música de la Banda Municipal en los prolegómenos y en el descanso. Terreno de juego en muy mal estado.

El sorteo en la RFEF había determinado que el primer partido se disputase en Burgos, y el segundo en Sotrondio.  La directiva del modestísimo equipo asturiano solicitó alterar el orden de los partidos, puesto que temían un abultado resultado en contra que perjudicase la recaudación de su taquilla en la vuelta. Y asimismo también preferían jugar el sábado para que los aficionados locales pudieran asistir el domingo al encuentro Club Siero-CD Lalín, también de la Fase de ascenso a Segunda “B”.  La Junta Directiva del Real  Burgos aceptó, y de esta manera el segundo partido se celebró en Burgos.

CD San Martín: Zapata, Castela (Yánez, m.57), Rubén, Amador, Vázquez, Cueto, José Angel, Rozado, Nurias (Pulgar, m.77), Tistu, y Alfredo.                                                                                                               Entrenador: García Cuervo.

Real Burgos CF:  Bastón, De La Viuda, Emiliano, Tamayo, Rodri, Goyo, Sicilia II (Roselló, m.57), Eduardo, Raúl,  Molinero, y Montero.

Arbitro: Márquez Navarro (Colegio Andaluz)

La escuadra rojipardilla desplegó su fuerza, acompañada de inteligencia, y serenidad para poder adaptarse a las pésimas condiciones del césped.  Se sucedieron las ocasiones de Raúl y Montero en la primera parte, y en la segunda mitad otras dos oportunidades de Montero y una de Molinero. El CD San Martín resultó ser un conjunto muy correoso en su campo, que podía generar serios problemas en el encuentro de vuelta.

 

REAL BURGOS CF   2 – CD SAN MARTÍN  0

Celebrado el domingo, día 2 de junio de 1985. Estadio “El Plantío”. Espectadores: 9.000 Taquilla: 2.500.000 pesetas (15.000 €). Entradas, no socios 800 pesetas (5 €), 600 pesetas (3,60 €), y 400 pesetas (2,5 €). Socios 400 pesetas (2,5 €), 300 pesetas (1,80 €) y 200 pesetas (1,20 €). Color y ambiente en las gradas, con banderas, pancartas, confeti y cohetes. Se guardó un minuto de silencio por la tragedia del Estadio Heysel de Bruselas, acaecida el día 29 de mayo en la final de la Copa de Europa (cuarenta y seis fallecidos).

Real Burgos CF: Bastón, De La Viuda, Tamayo, Rodri,  Goyo, Sicilia II (Emiliano, m.46), Chávarri, Eduardo, Raúl, Molinero (Ibáñez, m.46), y Montero.

CD San Martín: Zapata, Castela, Rubén, Amador, Vázquez (Lane, m.26), Cueto, Pulgar, José Angel, Mario, Tistu (Nurias, m.83), y Alfredo.

Arbitro: López de la Fuente (Colegio Gallego)

La afición rojipardilla respondió animando desde el principio.  Al final de la primera parte reparto de ocasiones.  Sicilia II, Tamayo, Raúl y Montero dispararon alto.  Los goles llegaron en la segunda mitad en la portería del Fondo Sur. Eduardo en el minuto 69 a centro de Emiliano, y Montero en el minuto 80, tras un pase de Ibáñez.  El cuadro asturiano, pese a la precariedad de su plantilla, supo contrarrestar la superioridad técnica y física de los burgaleses, y de ahí la poca holgura en el marcador.  Su portero Zapata, con una brillante actuación deslumbró al cuerpo técnico burgalés, por lo que el Real Burgos contrató sus servicios, una vez consumado el ascenso.

El entrenador pardicarmesí Javier García Verdugo reconoció que: “Los jugadores han tenido nervios y responsabilidad, solventados con los cambios. El apoyo de la afición ha sido altamente importante”.

84-85  Real Burgos - SD Huesca         Alineación del partido de ida de la segunda eliminatoria de la Fase de ascenso a 2ª “B” celebrado en “El Plantío” ante la                   SD Huesca (9/06/1985). De pie, de izquierda a derecha: De la Viuda, Emiliano, Sicilia II, Bastón, Tamayo, y Eduardo. Agachados, de izquierda a derecha: Raúl, Del Moral, Montero, Molinero, y Goyo.                     Foto: Fede.  Cedida por Emiliano Ausín Hernando.

El siguiente sorteo determinó como adversario para la segunda y definitiva eliminatoria por el ascenso a Segunda “B”, a la SD Huesca, Campeón del Grupo IV (Aragonés) de Tercera División. El segundo partido se celebraría en tierras del Alto Aragón. Al club aragonés lo dirigía una Junta Gestora, cuyos integrantes asumieron con mucho agrado que el rival fuese el Real Burgos porque además de verse con opciones de superarle, confiaban en obtener una colosal taquilla. El cuadro oscense finalizó la Liga manteniendo una racha de 25 jornadas sin perder. Los números de los oscenses: 21 partidos ganados, 11 empates, y 6 derrotas, 62 goles a favor y 34 en contra.  Entre los integrantes de la plantilla azulgrana se encontraba Jose Luis Petón, actualmente periodista deportivo de la Cadena COPE, y contertulio de “El Chiringuito de jugones”.

En la primera eliminatoria los oscenses habían eliminado al CD Cieza por 3-0 en el resultado global.  La prima que tendrían por ascender consistiría en el reparto entre la plantilla del treinta por ciento de la taquilla que se recaudase con el Real Burgos.

 

REAL BURGOS CF   1 –  SD HUESCA  0

Celebrado el domingo, día 9 de junio de 1985. Estadio “El Plantío”. Espectadores: 10.000 Taquilla: 3.000.000 pesetas (18.000 €). Entradas, no socios 800 pesetas (5 €), 600 pesetas (3,60 €), y 400 pesetas (2,40 €). Socios 400 pesetas (2,40 €), 300 pesetas (1,80 €) y 200 pesetas (1,20 €).

Real Burgos CF: Bastón, De La Viuda, Tamayo, Goyo, Sicilia II (Rodri, m.27), Emiliano, Del Moral, Eduardo, Raúl,  Molinero (Ibáñez, m.57), y Montero.

SD Huesca: Gardé, Conde, Orúe, Estallo, Omiste, Camarón, Val, Petón (Cuco, m.79), Garzo, Paradis, y Cerdá (Sánchez, m.65).   Entrenador: Luis Ausaberri.

Arbitro: Navarro Cascales (Colegio Andaluz).

El único gol lo obtuvo Molinero de cabeza en el minuto 16 en la portería del Fondo Norte.  El gran dominio burgalés, que desplegó un juego excelente en la primera parte no se reflejó con más tantos, pese a los méritos contraidos.  En la segunda mitad, el Real Burgos perdió el brillo de los primeros 45 minutos. Sólo quedó reflejado un disparo de Ibáñez en el minuto 68.

El técnico burgalés Javier García Verdugo declaraba: “Nos hemos desfondado en la segunda parte, lo que ha facilitado las tareas al Huesca, que es un rival muy serio y peleón”.

El entrenador visitante Luis Ausaberri aseguró: “Habría preferido un empate. El Real Burgos es un rival muy difícil, tiene oficio, y nos va a poner en aprietos”.

84-85  Real Burgos - SD Huesca (3)

Del Moral y Montero al acecho del meta oscense. Estadio “El Plantío” (9/06/1985).   Partido de ida de la segunda eliminatoria de la Fase de ascenso a Segunda “B” Foto: “Diario de Burgos”.  

Las opciones para el encuentro de vuelta, con un solo gol de ventaja se mostraban inciertas.  Aunque resulte anecdótico, surgió más de un comentario entre los aficionados castellanos que hacían referencia al recelo que sugería medirse ante un rival que vestía colores azulgranas. Y ello porque el resultado de ida era idéntico al obtenido ante el FC Barcelona Aficionados en la aciaga eliminatoria de la temporada anterior. Además Enrique que De la Viuda, militando en el CD Mirandés, nunca había ganado al cuadro oscense. Por si acaso, y para anular tantas supersticiones, Bastón anunciaba que introduciría algunos ajos dentro de sus guantes.

El nuevo Presidente del Real Burgos (proclamado el día 4 de junio) Antonio Marañón Sedano, invitó a la plantilla en el transcurso de la semana, a una comida de hermandad en el Hostal “La Varga”, para adquirir las precisas buenas sensaciones y vibraciones, y en aras del triunfo en el partido de vuelta en Huesca.  

84-85  SD Huesca - Real Burgos

Alineación del Real Burgos que consigue el ascenso a 2ª “B” ante la SD Huesca en “El Alcoraz” (16/06/1985).          De pie, de izquierda a derecha: Goyo, Sicilia II, De la Viuda, Bastón, Tamayo, y Eduardo. Agachados, de izquierda a derecha: Emiliano, Ibáñez, Montero, Molinero, y Rodri.  “Diez burgaleses y Bastón”.                                                     Foto: Fede.   Cedida por Emiliano Ausín Hernando.

SD HUESCA  0  –  REAL BURGOS CF  0                                                                                                   (“DIEZ BURGALESES Y BASTÓN”)

Celebrado el domingo, día 16 de junio de 1985. Estadio “El Alcoraz” (Huesca).

Espectadores 8.000

Taquilla: 2.150.000 millones de pesetas (12.920 €). Entradas: 900 pesetas (5,40 €), 800 pesetas (5 €), 700 pesetas (4,20 €) y 600 pesetas (3,60 €). Los socios pagaban igual que los no socios. La empresa burgalesa Ubisa había adquirido 36 localidades de Tribuna para repartir entre los empleados que quisieran desplazarse. Presencia de casi 1.000 burgaleses, entre ellos el Alcalde de Burgos, José María Peña San Martín.

El estadio oscense, con capacidad para 8.000 espectadores, se quedó pequeño, ante la expectación levantada en Huesca. Tal es así, que las localidades de prensa estaban ocupadas por aficionados locales, y los periodistas burgaleses tuvieron que arreglárselas como pudieron, presenciando el encuentro desde localidades incómodas y con visibilidad incompleta. La directiva local (Junta Gestora), demostró una escasa capacidad organizativa.

SD Huesca: Gardé, Conde, Orúe, Estallo, Omiste, Camarón, Garzo, Petón, Paradis (Cerdá, m.61), Ramón, y Sánchez.

Real Burgos CF: Bastón, De la Viuda, Tamayo, Goyo, Emiliano, Rodri, Eduardo, Sicilia II (Del Moral, m.65), Montero, Ibáñez y Molinero (Roselló, m.79).

Arbitro: Guzmán Gil (Colegio Andaluz).

Este partido integró la Quiniela de la jornada, junto a encuentros de la Liga italiana, y otros cinco de la fase de ascenso a Segunda “B”, siendo de esta manera la primera vez que el Real Burgos formó parte de un boleto quinielístico.

Los fieles seguidores burgaleses sufrieron lo indecible ante el acoso incesante de la meta burgalesa por los jugadores locales, durante todo el encuentro.  Miguel Bastón se convirtió en “El héroe de Huesca”. Con sus antológicas paradas resultó crucial deteniendo cinco claras ocasiones locales generadas en los veinticinco primeros minutos.  El genial Bastón guardó la compostura, y mantuvo la concentración, pese a los petardos que explotaron en varios momentos detrás de su portería, y alguna que otra piedra que le arrojaron, sin llegar a alcanzarle. Tuvo que pedir el colegiado la intervención del Delegado de Campo para que cesara el comportamiento hostil de ese reducido grupo de desalmados hinchas locales.

84-85  SD Huesca - Real Burgos (2)

Miguel González Bastón en el encuentro SD Huesca – Real Burgos CF. Estadio “El Alcoraz”, Huesca (16/06/1985). Fase de ascenso a Segunda “B”.  El cancerbero pardicarmesí resultó crucial con sus felices intervenciones.                    Foto: “Diario de Burgos”.    

Buena disposición táctica del cuadro burgalés, con orden defensivo, y salidas rápidas al contragolpe. Se notó desde el inicio que a esas virtudes técnicas las acompañaba la ilusión y la fe en el ascenso de cada jugador pardicarmesí. Los últimos diez minutos fueron intensos y llenos de suspense y emoción, con otro paradón de Bastón, y una ocasión de Montero desde medio campo, tratando de sorprender al meta local, que salió fuera por poco. Al final empate a cero, y el encomiable esfuerzo dió sus frutos, el Real Burgos consigue un trabajado y sufrido ascenso a Segunda “B”, el primer ascenso de su historia.  Miguel González Bastón levantaba los brazos, dedicando el ascenso a su padre que había fallecido en el mes de noviembre.  Emotivo detalle del cancerbero gallego, que supo reponerse al varapalo familiar, y ofrecer un rendimiento decisivo durante toda la temporada. El delirio de los jugadores, directiva, aficionados, y  periodistas burgaleses se desata sobre el césped, ante la desolación de los jugadores, y aficionados oscenses que encajaron con deportividad la pérdida del ascenso. Euforia, entusiasmo, júbilo, alegría desbordante, explosión incontenible. Además el conjunto castellano completaba las dos eliminatorias invicto, y sin encajar un solo gol.

Como máxima expresión de burgalesismo  quiero destacar con orgullo  -como muy bien recuerda siempre Emiliano Ausín Hernando-  que el ascenso lo materializaron “Diez burgaleses y Bastón”.

“Diario de Burgos” recogía en su portada al día siguiente el elocuente titular: “Con Bastón de mando”.

El anteriormente aludido José Luis Petón, todavía sigue declarando que: “No había visto nunca a un portero parar tanto como aquel día”.   

CELEBRACIONES DEL ASCENSO

Cumpliendo su promesa, al regreso a Burgos, ya de madrugada y en plena Llana de Afuera, Miguel González Bastón, y el directivo Gonzalo Arribas (ya fallecido) se afeitaban el bigote.

El día 18 de junio tiene lugar la recepción en el Ayuntamiento con entrega de obsequios que consistían en un libro de Marceliano Santamaría, el Catálogo del Museo, y un llavero.

Antonio Marañón Sedano manifestaba: “Ofrecemos el ascenso a toda la ciudad a través de su Ayuntamiento”. Por la tarde, la Junta Directiva, plantilla y resto de personal se trasladaron hasta la Catedral, donde dedicaron el ascenso a Santa María la Mayor.

El socio y empresario Nemesio Cuesta Martínez, del que se habia rumoreado que había sido el promotor de una posible candidatura para las recién celebradas elecciones invitó a la plantilla, directivos, y Presidente saliente a una comida en el Restaurante “Los Claveles” de Ibeas de Juarros. El Hostal “La Varga” también obsequió a la plantilla con una cena.

En uno de los escaparates de “Galerías Preciados” se expuso una monumental foto de la plantilla con unas dimensiones de 2 x 1.45 metros, así como los trofeos ganados en estas dos temporadas de existencia. También adornaban la composición unos maniquies vestidos con los colores del Real Burgos.

Los mismos almacenes, cuyo Director General era el padre del jugador Iñaqui Roselló, ofrecieron a directivos, jugadores y empleados del Real Burgos un vino español y diversos regalos.

PERSONAS QUE NO ESTÁN CON NOSOTROS

En el recuerdo de tan gozosa efeméride, procede mencionar cariñosa y emocionadamente a los partícipes del ascenso relatado, que desgraciadamente han fallecido.

Félix Castrillo Herrera: primer Presidente desde el 4/08/1983 al 3/06/1985.                                                   Francisco Javier García Verdugo: Entrenador temporada 1984/85.                                                                     Gonzalo Arribas Arribas: Directivo desde 1983 a 1987.                                                                                             Isidoro Díaz Murugarrem: Consiliario desde 1983 a 1994.

 ¡¡ADELANTE REAL BURGOS !!                                                       Documentación: Jesús Ignacio Delgado Barriuso

Un comentario

  1. Pingback: TRIGÉSIMO ANIVERSARIO DEL ASCENSO DEL REAL BURGOS A 2ªB. -Por Jesús Ignacio Delgado Barriuso- | Burgospedia la enciclopedia del conocimiento burgalés

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *